sábado, 19 de diciembre de 2015

MI BARCO Y TÚ







He dejado mi barco tan solo por ti,
he dejado mis sueños en el mar dormido,
porque tú me dices que tú sin mí,
es muy triste la vida y así no has elegido.

Por sonreír junto a ti y querer mirarte,
he dejado mi barco anclado un momento,
pues siento la brisa tan solo al tenerte,
y tu dulce mirada se mete a mi sentimiento.

He dejado mi barco y aun aquel faro,
iluminando está en mis noches de ensueño,
sé que la despedida siempre es muy caro
y que las lágrimas llegan antes que el sueño.

Ya vuelvo amor no quisiera decirte,
porque no se el día en que será mi regreso,
solo mi débil corazón sabe pedirte,
un suspiro de amor y muchos besos.

Pero qué más puedo esta tarde decirte,
que tus besos me queman en  todo mi ser,
no te vayas me dices y no quiero dejarte,
pero te llevo en mi sueños oh noble querer.

Cuanto te amo me pidas que te diga,
pero tú lo sabes oh bella mujer
tus besos en altamar me abriga,

también en mi tarde y al amanecer.

martes, 15 de diciembre de 2015

YA ME OLVIDO


Camino pensativo con rumbo desconocido,
buscando entre las nubes el amor que me amara,
sonrío al recordar aquel tiempo vivido,
aquel tiempo pasado que ya nunca volverá.

Ha transcurrido el tiempo tan apresuradamente,
los años han pasado mi rápido en mi vivir,
me dijo que me amaba tan perdidamente,
hoy solo me consuelo con no volver a sufrir.

Yo sé que me ha olvidado tan fácilmente,
que su corazón a encontrado un nuevo amanecer,
abrigaba yo mis sueños como un demente,
creía que algún día podía ella volver.

Pero se fue de mí llevándose mi encanto,
mi alegría, mi esperanza, todo, ella se llevó,
fue una noche triste callada y de espanto
que al cruzar la luna ya nunca más volvió.

Yo sé que ella ya me olvido y siento aún la brisa,
de aquellas noches que aguardaba su llegada,
no fue mala, solo su corazón latía muy aprisa,
pero ella fue muy dulce, mi bella enamorada.

Como olvidarte mujer de linda caballera,
de ojos grandes llenos de una gran ilusión
convertido estoy  en un hombre cualquiera,
que te llamo y no respondes a mi noble corazón.


CUANDO VUELVAS AMOR




Te sigo esperando cada tarde,
prendida del abrigo que dejaste,
solo al pensar en ti mi corazón arde,
porque sé que siempre me amaste.

Tuviste que partir en busca de esperanzas
de nuevas aventuras en tierras muy lejanas,
yo sigo allí sentada en el puente de la vida,
teniendo a mis penas como hermanas

Busco una caricia tuya en cada botón,
de aquel abrigo que con amor me ofreciste,
sabes tú que vives en mi corazón,
anda en paz amor te dije aquel día que partiste.

Solo el recuerdo habita en mi memoria,
y mis pasos no cesan de buscarte,
si un día mueres y te vas a la gloria,
sé que no podré vivir sin amarte.

Esperando vivo que vuelvas con tu navío,
mientras miro car el sol una tarde más,
tu abrigo cual piel me cubre del frío,
y dejo que el viento se lleve mis lágrimas.

Me hace falta tu cariño cada día,
y me muerdo los labios por sentir tus besos,
cuando vuelvas amor volverá mi alegría,
pero no te olvides de traer nuestros recuerdos.


lunes, 14 de diciembre de 2015

MI NAVIDAD



Navidades tristes cuantas he pasado,
muchas añoranzas que no quiero recordar,
el juguete perdido y nunca encontrado,
y un sueño habido que no me quise despertar.

Mi primer regalo recordando estoy,
si fue que mis padres o quien me lo dio,
no recuerdo aún y triste me voy,
pues no sé si lo tuve o es tan solo recuerdo,

Navidad de amor y noches bulliciosas,
de fuertes abrazos sin querer separar,
de palabras lindas y también muy preciosas,
de alegrías y penas que hoy me hacen llorar.

No puedo recordarlo, me lleno de dolor,
ya de rumbo mis pasos han cambiado,
fue noche de tristezas y penas por amor,
que trato de olvidarlas de aquel triste pasado.

Navidad de sueños y muchas emociones
de un regalo de niño que siempre ambicioné,
solo la paz he pedido en todas mis oraciones
y que perdone en verdad si al llanto yo llegué.

Navidad del regalo que nos llena de amor,
de un decir te quiero y muchas cosas más,
hoy sufro al recordarlo y es grande el dolor,
mi navidad de ahora es buscar la paz.

MI ÁNGEL DIVINO



Mi tierno angelito sé que te he perdido,
y que desde el cielo hoy cuidas de mí,
solo tus recuerdos van en mi prendido,
y hacen que no pueda yo vivir sin ti.

No pude ver tus ojos pero te sentí mío,
pues en mi vientre te tuve con mucho amor,
hoy me siento sola y tengo mucho frío,
pues pensar en ti me lleno de dolor.

Yo no pude verte pero te tuve en mí,
sentiste mi abrigo y también mi canto,
hoy no sé qué será mi vida sin ti,
pues me mata la pena y no dejo el llanto,

Hoy solo te pido que desde el infinito,
donde nuestro Dios te quise tener,
ilumines mi camino mi tierno angelito,
porque no acepto tener que perder.

Vives en la mente porque nos diste alegría,
vivirás dentro de mi alma una eternidad,
hoy sola yo escucho aquella melodía,
que ambos compartimos aquella felicidad

Pero así es la vida y Dios lo ha permitido,
que des alegría tal vez en otro hogar,
pero aun siento tus latidos y también tu gemido
¡oh mi ángel divino! tú me ensañaste amar.

martes, 8 de diciembre de 2015

YO TE HICE MUJER





He decidido por fin marcharme de tu lado,
llevando mis pertrechos a otro rincón,
no te acostumbraste a mí ni has entendido,
que cada día te amaba y sufría el corazón.

Sé que es difícil que se termine este amor,
amor de muchos años, amor de ensueño,
hoy todo lo vivido me llena de dolor,
amor olvidado, amor que halle con dueño.

Me dices que es posible vivir sin mi presencia,
que tu mundo incierto te aleja más de mí
que sufriste mucho sin saber de mi existencia,
y hoy que me has hallado te alejas más de mí.

No soporto amarte viviendo a escondidas,
con miedo al que digan pecado es ese amor,
por eso hoy he decido marcharme con mis penas,
dejarte solitaria y llevarme mi dolor.

Nunca podremos vivir como lo pides,
por eso hoy te digo eres tú mi felicidad,
tú así lo has decido y si esto es lo quieres,
puedes tú marcharte pero te amo de verdad.

El final es doloroso, muy solo me marcharé,
te dejo en tu recuerdo las noches de placer,
el día y la noche te hablarán de que si te amé,
pero nunca olvides que yo te hice mujer.

CHIMBOTE MÍO




He vuelto a mi puerto, después de muchos años,
y he visto que ha cambiado mucho del ayer,
el malecón sombrío añora mi recuerdo,
hoy luces majestuoso y  lleno de esplendor.

Las olas y la arena una tarde se fueron,
se llevaron la Ramada se quedó sólo el malecón,
el Casino Español, testigo de mil amores,
no escucho a los Pasteles, ni a los Rumbaneys.

El mar siempre estará pegado a mi alma,
la isla Blanca, el Ferrol me vio llegar,
San Pedro cobijo mi alma y mi oración,
por eso hoy Chimbote a ti mi inspiración.

Hoy otras gaviotas surcan tus mares,
y la lancha Moby Dick es solo recuerdo,
no volvió se fue a lejanos lares,
pero tu gente siempre va a tu malecón.

Hoy otras olas mecen otras piedras,
ayer una hermosa playa llena de palmeras,
tu plaza 28 de julio lleno de enamorados,
como has cambiado mi gran Chimbote.

Hay otra luna en mi noche frente al mar,
y mi nostalgia le llama a mi Gálvez querido,
a mi Gran Unidad San Pedro, mi escuela Minerva,
como te extraño mi Chimbote de ayer.

sábado, 5 de diciembre de 2015

QUIERO OLVIDARTE



Hoy tratare de escribir estos versos
pero quiero hacerlo sin pensar en ti,
dejar que la soledad lleve mis besos,
y no se en verdad que será de mí.

Hoy quiero que tú entiendas,
que vivo aun amándote, desde que te conocí,
que sueño cada noche cuando tu cantas
y que no es vida si tú no estás en mí.

Tratando estoy de olvidar aquella tarde,
aquella frente al mar donde mire tus ojos,
mi corazón en silencio callo como un cobarde
porque amarte es un dolor de tantos años.

Tú no llegaste a sentir mi corazón ardiendo,
y que hoy al no tenerte sufro decepcionado,
quiero vivir sin ti porque estoy sufriendo,
porque no puedo amarte y eres prohibido.

Pero es imposible y sé que es mentira,
porque al llegar la tarde vuelvo a pensar en ti,
mis versos me arrullan mi alma por ti delira,
te pido que me ames y no te alejes de mí.

Yo anhelo besar tus labios en una aurora,
mirando el infinito sentados frente al mar,
no puedo vivir sin ti, mi alma te añora,
y  quiero olvidarte y dejarte de amar.

Todo es imposible, es prohibido tu amor,
aunque tú sueñes con alguien yo soy primero,
eres la fruta prohibida que me causa color,
eres tú el amor por quién yo siempre muero.

miércoles, 2 de diciembre de 2015

TE ESPERO CADA TARDE




Mientras el silencio me acompañaba,
mi estadía tediosa en aquel lugar,
tus ojos iluminaban y sentía que me amaba,
y desde ese instante entraste a mi corazón.

Te miré algo suplicante y pedí tu ayuda,
mas tus manos en silencio a mí acudieron,
seguí tus pasos cada día en la vida dura,
y tu mirada en mis noches frías me abrigaron.

No sé cómo entraste tú en mi alma,
pues desde aquel día, esperaba la tarde,
mis ojos disimulando buscaban la calma,
y al no verte llegar lloraban como un cobarde.

Yo vi una tarde alejarte en silencio,
y corrí tras de ti tan solo para despedirme,
más tu sin darte cuenta seguiste tu camino,
yo me di vuelta y no supe a donde irme.

Desde aquel día solo pienso en ti,
y vives encerrada en mi corazón,
y por más que trato sacarte de mí,
te amo tanto amor que hoy vivo esa pasión.

Espero cada tarde que el sol me lleve a ti,
como las aves que vuelven al atardecer,
amor como puedo hacer para alejarme de ti,
pues sin ti mi vida es muy difícil de vivir.

Ven amor acompañarme en mi lecho,
te esperan noche a noche mis frías sabanas,
ven amor y duérmete sobre mi pecho
y llena mi soledad con amor y no con lágrimas

EXTRAÑANDOTE



Vivo en soledad desde que te fuiste,
pues te llevaste todo lo que tenía,
mis sueños e ilusiones lo llevaste,
sin entender que solo a ti te quería.

Te llevaste todas mis tardes de amor,
mis caricias contigo se marcharon,
nunca digas que mueres de dolor,
porque tu corazón y el mío si se amaron.

Tengo miedo de la noche sin tu presencia,
y deseo en cada tarde escuchar tu canto,
de aquellas noches que acabaron mi existencia.
entre sabanas mojadas por mi llanto.

Desde que te fuiste, la tarde ya no me habla,
las aves de la playa están siempre dormidas,
te amo te dije muchas veces frente a ellas,
y ellas ahora solo ven caer mis lágrimas.

No sé porque te fuiste amor divino,
quizás otras voces estuvieron llamándote,
yo tan solo fui un triste peregrino,
que cada día vive con ansias extrañándote.