viernes, 30 de mayo de 2014

SE ACABO NUESTRO AMOR




Yo quise amarte  mucho en esta vida,
tener tus labios en cada despertar,
hoy tú te vas causándome herida,
llevándote mi corazón para no amar.

Te amo de verdad aunque no creas,
no me pidas que no te vuelva a ver,
eres la esencia de todo lo que existe,
dime por favor si alguna vez tú me quisiste.

Comprendo ahora que una vez me amaste,
mordiéndome los labios me dijiste - te quiero -
más hoy has decidido que el amor acabase,
sin entender, que por ti yo muero.

Te amo tanto que al cerrar mis ojos,
veo tu figura traslucir hermosa,
cavaste la tumba para mis despojos,
al decirme que lo nuestro es otra cosa.

Tu amor fue siempre puro y sin engaño,
más yo por no perderte, anduve mintiendo,
se acabo el amor que duro muchos años,
mientras  vives tú... yo voy muriendo.


martes, 27 de mayo de 2014

EL PEOR AMOR





He sentido pena y a veces llanto,
porque tú te fuiste muy pronto de mí,
nunca comprendiste de mi amor su canto
de aquella plegaria que elevé hacia ti.

No existió motivo para que me dejes,
ni para que evoques aun nuevo amor,
pienso que era mejor que tú te alejes
y que no regreses a causarme dolor.

Ya no eres el encanto de mis noches floridas,
ya todo se ha terminado en esta relación,
tu así quisiste empezar una nueva vida
y olvidaste todo nuestra devoción.

Por eso te pido que me mejor te calles,
no andes diciendo que culpable fui yo,
déjame vivir con las aves en los valles
y el silencio de la noche la disfrute yo.

No sé si el pasado ha borrado todo,
pues tú ya no existes en mi corazón,
mi llanto ha quedado en un mar de lodo,
no vengas de nuevo a pedir perdón.

Adiós, no vale la pena seguir esta vida,
si todo está perdido y lleno de dolor,
fuiste ave de paso que me dejo su herida,
por eso te recuerdo como un peor amor.

DIOS ES ESPIRITU






Hoy siento mi alma vacía, porque tú no estás,
y elevo mi plegaria a mi buen consolador,
Dios es espíritu, te acompaña por dónde vas,
él es mi fortaleza, él es mi buen Pastor.

Sin su presencia ya nada es igual,
marchaba sumergido en la orfandad,
pero Cristo me hallo y al estar junto a Él,
mi vida ha cambiado hallé felicidad.

El espíritu de Dios hoy está en mi alma,
alborotando todo lo que hay en mi ser
en Él pude hallar la verdadera calma.
solo a Él le entrego todo mi querer.

Espíritu divino has en mí tu hogar,
no me desampares en mi triste dolor,
mi alma está cansada por tanto amar
las huellas de mi pena conviértelas en amor.

Espíritu de Dios, junto a ti andaré,
ya otras ilusiones no me harán cambiar,
las penas de amor para siempre los enterraré,
porque junto a ti solo quiero estar.

El espíritu de Dios en mi cuerpo está,
y solo la alegría pude en El hallar,
eres mi esperanza que a cuestas va,
porque solo Cristo nos sabe amar.


jueves, 22 de mayo de 2014

ESPERANZA MUERTA





Si amarme tú aún lo intentas,
y piensas cambiar mi mirada triste,
te digo que en el mar no solo hay tormentas,
y que amar  a medias en mí no existe.

Aunque vuelvas a decirme que me amas,
y mi corazón no vuelva a creerte,
el amor esta en mí haciendo llamas,
por eso te digo no puedo quererte.

Muchas veces no quiso el destino,
que vuelvas a encontrarme así herido,
pero ya ves tan corto fue el camino,
que tú me hallaste solo y perdido.

Quizás recuerdes hoy, que me has querido
y yo cansado te diga que fui cobarde,
me iré de ti y quedara lo prometido
pero amar de nuevo creo que ya es tarde.

Hoy tengo el alma con la esperanza muerta,
de que vuelva de nuevo a quererte
ya el corazón mío cerro su puerta
hoy solo espero la soledad y la muerte.

SUEÑO DE AMOR





Anoche he soñado con el amor de mi infancia,
en campos peligrosos que en vida no he andado,
mi sueño me ha llenado de toda su fragancia,
pues ese amor de un día de nuevo lo he hallado.

El tiempo pasado ha golpeado nuestra alma,
la veo tan callada y su mano extendida,
pidiéndome que acuda a prestarle calma,
y yo sin despertarme de ella estoy cogida.

Me dices- te buscaba, pues no cura mi herida-
mis sueños de infancia no se hicieron realidad,
cogiste tú el destino que un día te dio la vida,
creyendo tú encontrar con ella la gran felicidad.

Pero la pena entonces me llena de nostalgia,
recuerdo de esos años llenos de melancolía,
mirada sonriente y con cara de alegría
la noche se acababa al empezar un nuevo día.

Pero qué gran sueño que tuve esta noche,
esa mujer querida no sé dónde se hallará,
la busco entre el gentío de todas las ciudades
y al no hallarla pienso en ella si aun existirá.

No quiero despertarme, déjenme allí dormido,
déjenme verlo a quien fue mi gran amor,
no sabe que la busco y que tanto he sufrido
a Dios solo le pido que lo cuide por favor.

lunes, 12 de mayo de 2014

HE DECIDIDO





Hoy con mucha pena hoy he decido,
borrarte de mi mente para siempre,
olvidarme de todo aquel tiempo transcurrido,
y no volver a pronunciar jamás tu nombre.

Te he buscado mucho tiempo sin cesar,
y he vivido muchas noches pensando en ti,
hoy he pasado por tu casa a indagar,
me dijeron que saliste lleno de frenesí.

Cada día he aguardado tu llamada
y mis emociones se esfumaban con el viento,
tú me prometiste ser siempre mi amada,
pero ya no estás dentro en mi pensamiento.

Mis llamadas quizás perturbaron tu alegría,
y mis suplicas de amor tu orgullo agrandaron,
no entendiste mi dolor ni como mi alma sufría,
hoy todos esos dolores contigo se marcharon.

Ya no serás mi musa como lo fuiste ayer,
y tu cuerpo ya no tendrá mi gran amor,
sabía que algún día te tenía que perder,
creí en tus palabras y he perdido tu calor.

Pero ya está decido, has pasado al olvido,
prefiero a solas recordar un buen ocaso,
que pensar que alguna vez me has querido,
y de continuar así hubiese llegado mi fracaso.

Es una pena en verdad llevarte al olvido,
y pensar en todo el tiempo transcurrido,
la noche llegara y yo ya te habré perdido,
pero sábelo bien que así lo he decidido.

MI LUZ Y MI ABRIGO





¡Oh! mi Dios divino de la eternidad,
hoy estoy de rodillas ante tu altar,
dándote gracias con mi humildad,
por ese ángel que me supiste dar.

Siempre va conmigo a todo lugar,
aunque ya se nota un poco cansado,
sus lágrimas he visto por su cara rodar,
pero es muy grande ese amor abnegado.

Darte las gracias hoy he preferido,
¡oh! mi Dios divino de la caridad,
porque entre todos los seres Tú has elegido
para que sea una mujer mi ángel de bondad.

Por eso hoy Madre solo quiero decirte,
que tienes mucho de ese Dios de amor,
perdón a mis ofensas hoy vengo a pedirte,
y déjame que en silencio yo acabe tu dolor.

Gracias ¡oh, madre mía! por darme la vida,
por enseñarme el camino de la humildad,
curar hoy quisiera todas tus heridas,
y que vivas a mi lado una eternidad.

Pero quizás es mucho lo que vengo pidiendo,
pues el Dios de amor siempre está conmigo,
que nunca me faltes le vengo exigiendo,
que seas mi ángel, mi luz y mi abrigo.